Blog Posts

ENTRENAMIENTO PARA HACKEAR LA NEGATIVIDAD DE TU VIDA

De seguro has escuchado alguna vez el refrán que dice “Piensa mal y acertaras”, incluso, puede que lo hayas dicho en más de una ocasión, pero ¿Qué quiere decir comúnmente este refrán? Pues nada más y nada menos que para evitar tener alguna desilusión o sorpresa no agradable en la vida, hay que prepararse pensando que algo malo va a ocurrir.

Sin embargo, creo que nunca te has detenido a reflexionar lo que se puede esconder detrás de este “inofensivo” refrán, así que veamos lo que pude encontrar al reflexionar un poco sobre esta frase.

Primero, son muchísimas las personas que tiene incorporada esta forma de pensar  en su sistema de creencias, es decir, viven pensando siempre lo peor para evitar cualquier futura desilusión, y segundo  la mayoría de estas no son conscientes del poder de su mente.

Tanto tu como yo somos seres cocreadores de nuestra realidad, es decir, somos 100% responsables de todo y cuanto pasa en la realidad de nuestras vidas, por eso, el refrán  “piensa mal y acertaras”, hace que crees una realidad cargada de cosas malas y de negatividad; ese refrán como creencia te limita y restringe de todo lo maravilloso que tiene el universo para regalarte.

Así que si deseas entrenarte para hackear la negatividad de tu vida, sigue leyendo este post, porque aquí te mostrare como hacerlo.

SESGO DE NEGATIVIDAD

Como seres humanos tenemos una predisposición hacia lo negativo, y es que los estímulos negativos producen más actividad neuronal que los positivos, así como también los sucesos negativos se guardan en la memoria a largo plazo de forma inmediata, mientras que los acontecimientos positivos requieren que pensemos en ellos de una manera activa durante un tiempo que va de los 5 a los 20 segundos para que queden archivados en la memoria a largo plazo.

Como ves, existe una tendencia natural a tener pensamientos y emociones negativas ¿por qué es así? La respuesta a esto la encontramos en el proceso evolutivo, y es que hace unos cuantos miles de años atrás cuando el hombre primitivo vivía en las cavernas y su principal objetivo era sobrevivir,  la forma de pensar para prevenir cualquier futuro peligro era la de estar preparado, por lo que los pensamientos eran constantemente de ¡ALERTA! Hacia cualquier cosa que representara un peligro.

Para sobrevivir en ese momento el hombre debía recordar siempre donde había un peligro, por ejemplo, si había una cueva con un animal amenazante y otra sin ese animal ¿Cuál crees tú que representaría una prioridad recordar? Claro la que tiene dentro el peligro, así como este muchos otros ejemplos más existieron.

¿Entonces todo esta perdido? Gracias a Dios no, así que no te preocupes, pues para poder cambiar esa negatividad que está afectando tu vida lo primero que debes hacer es tomar conciencia de que ciertamente existe una tendencia muy natural arraigada en nosotros los seres humanos hacia lo negativo.

Solo así empezaras el entrenamiento que te llevara a hackear la negatividad, lo cual  te permitirá poder vivir de una forma más optimista y positiva, ya que si eres totalmente conciente de esta tendencia hay entonces mucho por hacer.


MODIFICA TU CEREBRO CON LA NEUROPLASTICIDAD

La neuroplasticidad es la capacidad que tiene nuestro cerebro de crear nuevas redes neuronales, es decir, tú tienes el poder de moldear tu cerebro como si se tratara de plastilina, nosotros con nuestros pensamientos podemos hacer que nuestro cerebro cambie.

¿Cómo? Bueno te cuento que cambiando los patrones habituales de pensamientos e incorporando nuevos comportamientos es como se consigue crear nuevas redes neuronales que te harán mucho más feliz, optimista y positivo.

La verdad es que suena bastante sencillo, sin embargo, a la hora de la práctica la cuestión se complica un poco, y es que nuestro cerebro no es igual que la mente, el cerebro es un órgano que tiene una serie de conexiones y de neuronas, y la mente está formada por tus pensamientos y emociones.

Ambas son indispensables y están muy relacionadas entre sí, ya que la mente depende del cerebro y el cerebro está muy influenciado por tus pensamientos y emociones, es decir, la calidad de lo que piensas y de lo que sientes moldea así como una plastilina a tu cerebro y más específicamente a la redes neuronales que forman parte de él.

Así que si te enfocas y piensas constantemente de forma negativa tu cerebro y las redes neuronales que lo compone ¿Cómo crees que serán? Pues, serán cada vez más pesimistas y negativas, es decir, el tren de pensamientos habitual en ti y en tu vida serán “nube gris y negra”

Y ¿sabes que es lo peor de todo esto? Que la construcción de pensamientos se retroalimenta, por lo que si al día de hoy eres pesimista y negativo, dentro de unos 5 años lo serás aún más, y cada vez se hará mucho más complicado bajarte  de ese tren de pensamientos.

La cuestión es sencilla de entender, tu cerebro se alimenta de tus pensamientos, por lo que si cosechas pensamientos positivos tendrás frutos de pensamientos asociados a la positividad, mientras que si cosechas pensamientos negativos recogerás frutos  de negatividad.

Lo que no sabes es que en algún momento de tu vida quizás sin ser consciente decidiste enfocarte en los pensamientos negativos, y esto se volvió un hábito, por lo que actualmente tienes incorporado en ti esa forma muy habitual de pensar, lo haces automáticamente y te resulta muy sencillo pensar de esa forma.

Ahora bien, lo que quiero que recuerdes, es que para hacer que el entrenamiento funcione debes estar comprometido a cambiar, si el cambio es realmente algo que deseas hacer por ti, y por tu bienestar, y no por otros, será mucho más sencillo.

¡Es hora de calentar!


3 PASOS PARA INICIAR CON ÉXITO TÚ ENTRENAMIENTO DE HACKEO

  1. Elimina las quejas

Quejarte es un hábito automático del que de seguro ni te has dado cuenta, sin embargo, cuanto antes empieces a tomar conciencia y a trabajar diariamente para eliminarlo de tu vida más sencillo será que este hábito desaparezca. Recuerda que la queja es una forma de atraer la negatividad, y eliminarla te dará mucho mayor bienestar y tranquilidad.

Calentamiento: toma una liga y colócala en la muñeca de alguna de tus manos y cada vez que te encuentres diciendo una queja, toma un extremo, jálalo, y luego suéltalo, no tiene porque ser duro, lo importante es que tomes conciencia de cuando estas quejándote para parar la negatividad que trae consigo la queja

2. Evita a las personas tóxicas y negativas

Estas personas son aquellas que al estar a su lado por un tiempo  te dejan sin energía vital, puede que estés muy bien, y al estar con ellas estas empiezan a llenarte y cargarte con su negatividad, y termines contagiándote como si se tratara de un fuerte virus con su estado de pesimismo  y bajo nivel  energético.

Calentamiento: Identifica en tu vida a este tipo de personas, y evita en lo posible exponerte a ellos. Sé que algunas de esas personas son seres queridos y amigos, por lo que si no puedes evitar estar cerca de ellos, antes y durante su encuentro imagina que entras en una burbuja gigante que te cubre.

Es como si entraras en una gran burbuja de jabón, en la cual por la  parte exterior resbalaran todas las cosas negativas que esa persona sin querer o queriendo te intente trasmitir, es decir, la negatividad resbalara por esa gran burbuja protectora. Visualízala constantemente.

3. Practica estar enfocado en el presente

Esta técnica te ayudará a disminuir el  rumiar, por si te estas preguntando ¿Qué es rumiar?, te cuento que es estar metido en los pensamientos, es decir, viajas  tanto del pasado como al futuro, un viaje que si se hace con una mente errante puede causarte un ciclo vicioso.

Si viajas al pasado, rumeas, culpándote, victimizándote o sintiendo emociones negativas y si viajas al futuro rumeas llenándote de ansiedad, angustia y miedos por eso que puede suceder, y que a decir verdad es muy poco probable que suceda.

Calentamiento: toma conciencia de esto y cuando te des cuenta, no te identifiques con tus pensamientos, solo obsérvalos desde una mirada neutra, es decir, no te enganches. Céntrate en tu respiración,  si son muy fuertes, toma unas cuantas respiraciones profundas y acepta esos pensamientos negativos, asúmelos con total responsabilidad, y sin dejarte enganchar, luego trae a tu mente situaciones o vivencias que estén asociadas a momentos felices, gratos y llenos de alegría.

PRÁCTICA ESTOS CALENTAMIENTOS DE SER POSIBLE TODOS LOS DÍAS, ahora bien, una vez que ya has calentado es hora del entrenamiento, así que veamos de qué va este entrenamiento para hackear la negatividad en tu vida.

Primero lo primero, no voy a dejar las letras chiquitas del contrato para el final (por decirlo de alguna forma)  así que presta mucha atención a lo que te diré: hackear la negatividad de tu vida no es algo que se dé mágicamente luego de haber leído este post.

Y es que tanto en este post como en los procesos de coaching no hay recetas mágicas, no despertaras de la noche a la mañana sin una gota de negatividad en tu vida, nada funciona fácilmente, así que vas a requerir de compromiso, voluntad y determinación para lograr que este entrenamiento sea exitoso.

Recuerda que llevas gran parte de tu vida habituado a ese  patrón de pensamientos negativos y que existe una tendencia bastante fuerte hacia la negatividad, por eso aquí, como en cualquier entrenamiento para fortalecer músculo requerirás de trabajo diario y mucho compromiso contigo.

Ya aclarando este punto pasemos al entrenamiento



ENTRENAMIENTO PARA HACKEAR LA NEGATIVIDAD DE TU VIDA

  • Primer ejercicio

Como sabes tu mente es muy, muy poderosa, y es esta la que crea tu realidad, así que lo primero que debes aprender es a NO JUZGAR, por eso cada vez que venga a tu mente un juicio negativo, pesimista o destructivo destinado hacia alguna cosa, hacia alguien o incluso hacia ti mismo, dale un stop y di: “NO PASARAS” si practicas los calentamientos esto será mucho más sencillo.

Luego de una semana  responde estas preguntas:

  • ¿Con que frecuencia deje de juzgar?
  • ¿Cómo me siento cuando dejo de juzgar?
  • Observa los cambios que hay en tu interior y a tu alrededor  como consecuencia de no juzgar. Anótalos en un cuaderno especial para medir tu trabajo y tus avances

Mientras realices este ejercicio mantén una actitud positiva y ten presente para qué iniciaste este entrenamiento. Recuerda que el avance es poco a poco y despacito, así que si ves que no logras lo que tienes en mente, no te preocupes, no te culpes y sigue adelante, date el permiso de perdonarte y continuar.


  • Segundo ejercicio

Cada vez que empieces a sentir ansiedad, y emociones como miedo, culpa, celos, frustración, impotencia entre muchas otras que puedas estar sintiendo a causa de la negatividad, cambia el foco de tu atención, a tu respiración

Inhala y exhala y pon tu atención en observar la ansiedad, solo obsérvala, recuerda el calentamiento de no engancharte y de mantener una postura de observador neutro, puedes ver de esta forma que la ansiedad crece, sin embargo,  poco a poco al no darle fuerza, esta se ira desvaneciendo, hasta que desaparezca.

Este ejercicio es muy importante para la construcción de tu nuevo sistema de redes neuronales, por eso no te alimentes de emociones negativas y de pensamientos pesimistas ya que estos son la fuente de nutrición que da vida al tren de pensamientos asociados a la negatividad.

Si logras solo observar y disolver la ansiedad antes de que se disparen las emociones y te mantienes así día a día durante unos 30 días seguidos veras que esa actitud emocional de negatividad desaparece de tu vida.

¿Por qué ocurre esto? Pues al controlar la emoción antes de que esta produzca y disperse por todo tu cuerpo controlas también las sustancias químicas que produce la emoción, haciendo que  la red neuronal del cerebro que se encarga de activarla, se desconecte, y así, puedes cambiar tu patrón de pensamientos negativos por uno optimista que te genere mucho mayor bienestar.


  • Tercer  ejercicio

Practica durante por lo menos tres veces al día y por 5 minutos el noble silencio mental ¿de qué va esto? Sencillo, enfócate en solo vivir y sentir con tus 5 sentidos en total atención el momento presente observando y tratando de no pensar en más nada, solo contemplar a tu alrededor sin juzgar, esto sirve para fortalecer la mirada de observador neutro así como también ayuda muchísimo a desarrollar la intuición.


  • Cuarto ejercicio

Es hora de diseñar como quieres ser y como te gustaría vivir cada día, para esto construye una imagen mental de tu vida ideal y luego que la tengas practica durante 30 días seguidos afirmaciones que tú mismo vas a construir asociadas a cómo eres  en esa vida ideal.

Por ejemplo te comparto una que yo practico: “yo siempre he sido una mujer con paz mental, equilibrio emocional y llena de serenidad”

Las afirmaciones las debes adaptar a ti a tus deseos, y las tienes que repetir 3 veces diariamente. Esto con la práctica constante e ininterrumpida  hará que la neuroplasticidad de tu cerebro haga de las suyas, haciendo que las nuevas neuronas que se creen estén programadas con esa nueva información.

Es importante que durante todo el entrenamiento mantengas una actitud emocional positiva y que te imagines como si eso que deseas para ti, ya es un hecho.

Muy bien, ya casi concluye el entrenamiento, sin embargo, hay un punto que no se puede dejar a un lado, y es que sin él, nada de lo que te he dicho aquí puede funcionar, este punto viene siendo el momento de estiramiento luego de haber realizado el entrenamiento, el objetivo de este “ estiramiento” es  evitar futuras  lesiones.


ESTIRAMIENTO PARA EVITAR LESIONES

No es específicamente un estiramiento físico, sino uno mental, en el cual debes dejar a un lado la RESISTENCIA, es decir, debes dejarte fluir con lo que estás viviendo. Si alguna vez te sientes atrapado por pensamientos negativos que no eres capaz de vencer no deberías sentirte culpable ya que es difícil modificar patrones habituales de la noche a la mañana

Así que, no crees un muro de resistencia, ya que esto no hace que la negatividad se desaparezca, más bien, si creas resistencia, el efecto será el contrario, así que como te dije antes, date el permiso de perdonarte, no sentirte culpable y de dar lo que este en ti para mejorar cada día en este entrenamiento de hackeo de la negatividad.

Ya para finalizar este post, te dejo algunos tips finales que también pueden complementar tu entrenamiento

1.    Cultiva la gratitud, agradece todos los días por tres cosas que te hayan pasado buenas en tu día, recuerda que las cosas simples son muy valiosas, no las des por sentado.

2.    Ten una postura de ganador, adopta una postura que vaya en total sintonía con la persona que deseas ser, esa persona optimista, positiva y feliz, camina erguido y con pasos que demuestren seguridad y confianza, también, puedes practicar por tres minutos una “pose poderosa”  puede ser con los brazos levantados como cuando los corredores llegan a la menta o la típica pose de Superman.

3.    Ten hábitos saludables, así que consume alimentos que te nutran, haz ejercicio con regularidad y duerme bien.

4.    Puedes ayudarte también con visualizaciones guiadas, y meditaciones que hay en youtube, hay algunas muy buenas que de verdad son de gran ayuda para complementar este entrenamiento, a mí me encantan las de tienda mística, así que aquí te dejo el link

Ahora sí, ya estás listo para empezar a poner en práctica este poderosísimo entrenamiento, ¿te atreves a empezar a hackear la negatividad de tu vida? Espero que tu respuesta sea un fuerte y comprometido ¡sí!

En lo que piensas te conviertes. Lo que sientas lo atraes. Lo que imaginas lo creas

Buda

Aventurero me encantaría poder leer  que te ha parecido este post, y saber si te ayudo a darte cuenta de algo en lo que antes no eras consciente, así que comparte dejando un comentario, y si te animas a contar tu historia con respecto a cómo la negatividad afecta tu vida, adelante ¡te leo!

1 Comment

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *